Traductor

viernes, 22 de octubre de 2010

Día internacional por la erradicación de la pobreza



El domingo pasado, 17 de octubre, estuvo dedicado al Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza. Se recuerda cada año, a partir de 1993, desde su declaración por la Asamblea General de las Naciones Unidas, con el propósito de promover mayor conciencia sobre las necesidades para erradicar la pobreza y la indigencia en todos los países, en particular en los países en desarrollo, necesidad que se ha convertido en una de las prioridades del desarrollo.

Hace ya 10 años se aprobaron los "objetivos del milenio" y se incluyó el de reducir, para el año 2015, la parte de población de la humanidad que sufre problemas de hambre desde el 14% al 7% (en cifras absolutas aproximadas, de 1.000 a 500 millones de personas). Pero actualmente siguen siendo más de 950 millones las personas con problemas de nutrición y ocho millones los niños de menos de cinco años que mueren cada año, en gran parte como consecuencia de la desnutrición.

Si los países ricos cumplieran el vigente compromiso de destinar el 0,7% de los presupuestos, tal como pide la ONU, se cubrirían ya una parte importante de estas necesidades. Pero, en unos casos más que en otros, queda en palabras... Pero una cosa es lo que tendrían que hacer nuestros gobiernos y otra cosa es la que podemos hacer cada uno de nosotros. Tenemos que exigir a nuestros gobiernos unas políticas más responsables, más sociales y más solidarias.

La pobreza no solo está en los países en vías de desarrollo sino que en nuestras ciudades y pueblos del llamado primer mundo hay muchas personas que no pueden tener una vida digna. Por ejemplo, en Catalunya el 19% de la población vive en la pobreza y la población vulnerable crece día a día. Quizás, la crisis económica está agudizando estas cifras pero la actual crisis es el resultado de un sistema social y económico donde los valores predominantes han sido el del consumismo, el de la competitividad, el del individualismo. Y me parece que esta crisis no va a ser lo suficiente fuerte como para que nos lo haga tambalear todo y nos haga recuperar los valores perdidos. Una crisis económica que sirve para ayudar a los bancos y para recortar el gasto social, porque reducción en gasto militar que yo sepa no se ha hablado.

Yo creo que podemos vivir con mucho menos de lo que tenemos. Podemos prescindir de tener el último móvil de última generación, comprar lo que realmente necesitamos y habría una larga lista de todo lo que podemos prescindir y también una larga lista de lo que podemos compartir desde cosas materiales hasta compartir nuestro tiempo. Tengo varias amigas que asiduamente van al comedor que tienen las hermanas de Teresa de Calcuta en Barcelona para colaborar en la atención a los cientos de almuerzos que cada día dispensan.

El otro día veía un pequeño documental en TV3 dentro del programa “Tot un món” que lo encuentro idóneo para el post de hoy. Este programa aborda los diferentes aspectos relacionados con la nueva inmigración, las diversas culturas y religiones que conviven en Catalunya. Lo hace desde las experiencias personales de los inmigrantes y de las personas que, en contacto con ellos, trabajan desde todos los ámbitos de la sociedad. El vídeo siguiente se titula “Fam” (hambre). Trata sobre el problema del hambre en Catalunya y de una iniciativa particular para ayudar a las personas que la padecen.




El domingo pasado el programa Redes lo dedico a los entresijos de la crisis mundial. Encontré que de una manera muy didáctica y entendible explicaba el porque de la crisis actual.






Abrazos y besos.

0 comentarios:

Publicar un comentario

* Tienes que "seleccionar perfil"
* Clica sobre "NOMBRE/URL"
* Escribe tu nombre en el espacio "NOMBRE"
* Clica sobre "CONTINUAR"
* Finalmente clica sobre: "PUBLICAR COMENTARIO"

Muchas gracias por participar!